Periodismo de datos en España

El periodismo de datos, ¿es posible en España?

El periodismo de datos ha dado en los últimos años un paso de gigante beneficiándose de las medidas legales y tecnológicas de apertura de datos y transparencia. ¿Cuál es el panorama actual de esta rama periodística y qué hacen las diferentes entidades para facilitarla?

La especialidad periodística basada en la recolecta y análisis de grandes cantidades de datos tiene su germen en la década de los 60, empleando entonces los limitados recursos tecnológicos con los que contaban.

Fue en ese momento cuando los profesionales de la comunicación empezaron a ser conscientes de todo aquello que podía ofrecerles para informar de forma veraz a la sociedad y realizar la labor de contrapoder social y de auditores de los poderes políticos que caracteriza a la profesión periodística.

Como es fácilmente deducible, el periodismo de datos se ha potenciado exponencialmente con la popularización de internet, la irrupción de los datos abiertos y de las nuevas tecnologías de tratamiento de datos, como el Big Data.

Llegados a este punto, conviene preguntarnos en qué situación se encuentra el periodismo de datos en España y si esta situación actual permite su desarrollo con absoluta normalidad. Buscamos la respuesta a este interrogante a continuación.

Periodismo de datos y transparencia

Una de las principales cuestiones que debemos resolver es si existen niveles de transparencia suficientes por parte de las entidades públicas españolas como para poder desarrollar con total normalidad el periodismo de datos.

Para extraer conclusiones de valor es de gran ayuda el trabajo realizado por Leonardo La-Rosa y Teresa Sandoval-Martín, de la Universidad Carlos III, titulado La insuficiencia de la Ley de Transparencia para el ejercicio del Periodismo de datos en España, que intenta analizar las consecuencias de la Ley 19/2013 y el portal de transparencia del gobierno español al periodismo de datos, así como la reacción de los periodistas a estas iniciativas. Para ello se llevaron a cabo entrevistas a periodistas de diferentes medios y una investigación profunda de hemeroteca.

Como resumen de las entrevistas, podemos concluir que, como bien indica el título de la investigación, la Ley de Transparencia y el portal de transparencia del gobierno debería ayudar mucho más de lo que hace actualmente al ejercicio del periodismo de datos y en cambio, en algunos casos, llega incluso a dificultarlo.

Los entrevistados apuntan que no se cumplen los plazos definidos por la ley, llegando la información solicitada con excesiva tardanza, si es que no es denegada con relativa facilidad. Sus respuestas también reflejan el hecho de que los datos ofrecidos en los respectivos portales de transparencia carecen de utilidad práctica para el desarrollo de su trabajo.

En cuanto al estudio de las publicaciones periodísticas, se analizaron 93 artículos, lo que más llama la atención es que sólo 9 noticias no tuvieron como fuente alguna opinión interesada, como pueden ser partidos políticos e instituciones directamente implicadas.

Periodismo de datos

Cómo acceden los periodistas españoles a los datos públicos

Uno de los factores que merece la pena estudiar más a fondo es el modus operandi de los periodistas a la hora de acceder a estos datos de manejo público. Para ello haremos uso del estudio comparativo sobre el acceso a los datos públicos por parte de periodistas españoles y suecos, titulado The Promise of the Transparency Culture.

Para materializar este estudio se utilizaron entrevistas semiestructuradas con diez periodistas que trabajaban en cinco organizaciones de noticias españolas y cinco suecas. Además, los resultados se apoyaron en una encuesta dirigida a 96 periodistas de datos españoles y 84 suecos que contenía 17 preguntas sobre periodismo de datos y datos públicos.

Los resultados revelan que el 50% de los periodistas españoles han pedido información a las autoridades públicas varias veces, además, casi una quinta parte de los periodistas de datos españoles nunca han solicitado información pública.

En referencia a los principales retos de los periodistas de datos españoles, el estudio destaca el acceso a los propios datos, las habilidades estadísticas y la transparencia pública. Además, resalta que la simplificación del proceso de acceso a datos públicos no satisface las expectativas.

Al igual que en el estudio comentado en el apartado anterior, estos entrevistados también muestra su queja sobre la lentitud en la entrega y las denegaciones de cierta información. También ponen sobre el tapete un conflicto entre la Ley de Transparencia y otras leyes que pueden tener prioridad sobre la primera.

Iniciativas

Sólo hay que echar un vistazo a los principales medios de comunicación para ser conscientes de que el periodismo de datos va alcanzando ciertas cotas de protagonismo. Artículos de diversa índole, a menudo acompañados de una importante cantidad de gráficos e infografías atestiguan esta tendencia.

Es por ello que se pretenda visibilizar y fomentar esta disciplina, así como a los profesionales que la ejercen. Con esta finalidad Los profesores del Máster en Innovación en Periodismo de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche han dado forma a la primera lista de profesionales relacionados con el periodismo de datos en España y Latinoamérica, que cuenta con más de 300 miembros. Con esta herramienta también se pretende aumentar la interacción entre este tipo de profesionales de la información, de forma que se originen sinergias de alto valor para el sector.

Como ejemplo de aplicación del periodismo de datos podemos destacar el Taller La España vacía, en el que el grupo de periodismo de datos de Medialab-Prado recopiló los resultados de los trabajos realizados sobre La España vacía, proyecto que se encarga de demostrar la evolución demográfica del país a partir de datos abiertos. A partir de estos datos, diversos grupos multidisciplinares desarrollaron informaciones, aplicaciones y proyectos.

Algunos portales de datos abiertos incluso reflejan en alguna de sus secciones como repercute la información que ofrecen en el ámbito periodístico, como es el caso del de la ciudad de Madrid, que muestra una recopilación de las noticias publicadas que se han basado en los distintos datasets que ofrece dicho portal.

En definitiva, como respuesta a la pregunta que da título a este artículo, podemos decir que el periodismo de datos por supuesto que es posible en España, como prueban la mayor presencia de trabajos relacionados con el estudio de datos y las diversas iniciativas relacionadas.

Buena culpa de este crecimiento del periodismo de datos la tienen los portales de datos abiertos. Aportando un valor añadido aquellos que facilitan el análisis de los datos publicados presentados de manera clara mediante tablas, gráficos y/o mapas, lo cual facilita y agiliza la labor del profesional de la comunicación y la posterior comprensión por la ciudadanía. Un ejemplo de ello lo podemos encontrar en OGoov, la Plataforma que permite el despliegue de Portales de Datos Abiertos desarrollada por Viafirma.

Sin embargo, existe un amplio margen de mejora, sobre todo por parte de las instituciones públicas y ciertas reticencias a la hora de facilitar la información solicitada, así como la lentitud de los procedimientos burocráticos para conseguir dicha información y la falta de contenido verdaderamente interesante en los catálogos de datos abiertos. Defectos que hay que empezar a solucionar lo antes posible.

Compartir entrada

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on print
Share on email